La historia detrás del carpintero

Porque nos gusta conocer más acerca de nuestros oficios, en Easy Casa hoy queremos contarte la historia detrás del carpintero.

 

 

¿De dónde viene la palabra carpintero?

 

La palabra carpintero proviene del francés carpentier y ésta, a su vez, del latín carpentrius: “fabricante de un transporte”, refiriéndose a los carruajes. Cada uno de estos términos fue utilizado para nombrar a la persona que fabrica objetos o construye edificios con madera.

 

 

La historia detrás del carpintero

 

Podemos decir que la historia de la carpintería es antiquísima. Los primeros trabajos en madera tienen aproximadamente siete mil años de antigüedad. Fueron encontrados en Alemania por un grupo de científicos.

 

En total, 151 piezas hechas en roble y fechadas entre 5.469 y 5.098 a.C., que se encontraron gracias al descubrimiento de viejos árboles neolíticos talados por aquel entonces con hachas de piedra.

 

El oficio fue evolucionando conforme pasaron los años. Era habitual que los carpinteros estuvieran acompañados por aprendices, generalmente sus hijos o algún otro joven. Así se fue transmitiendo la profesión de generación a generación. En 1.271 se formó una primera agrupación de carpinteros, una especie de antecedente gremial. Pero no fue hasta 1.881 que se creó el primer sindicato.

 

A la par de la figura del carpintero estaba la del ebanista, que recibe su nombre del ébano, árbol del que se extraía la madera en la que se especializaba en sus inicios. La madera de ébano, proveniente de Córcega y del Norte de África, era tan exótica como cara. Por eso el ebanista era un artesano refinado, que trabajaba mucho el estilo decorativo.

 

Durante el siglo XVII, el ébano empezó a reemplazarse por maderas teñidas y desde entonces el ebanista se siguió especializando en la fabricación de muebles, generalmente valiosos, pero no siempre. 

 

Por aquellas épocas, el trabajo era enteramente artesanal. Todo se realizaba manualmente, mientras que hoy varios pasos se adelantan utilizando maquinaria.

 

 

La historia detrás del carpintero

 

 

Las primeras herramientas de carpintería

 

Sierra. Hecha de bronce o cobre, se trataba básicamente de una espada con uno de sus filos, dentado.

 

Formones. Son una forma evolucionada de los cuchillos de pedernal, cuyo origen se remonta al año 8.000 a.C. En el antiguo Egipto ya se fabricaban. Se los endurecía forjándolos y luego se les agregaba un mango.

 

Hachas. Fueron el instrumento fundamental para la tala de los árboles de los cuales se extraía la madera. Otro nombre que recibieron fue “azuelas”.

 

Taladro. Ya se usaba, en su versión manual por supuesto, en el antiguo Egipto. Se trataba del llamado taladro de arco. Tenía una cuerda enroscada alrededor de la mano, que hacía girar el taladro conforme se movía el arco. Esta herramienta fue perfeccionada luego por los griegos y romanos.

 

Reglas y escuadras. Tenían por función realizar mediciones, no siendo muy diferentes a las actuales.

 

Torno. Fue la primera máquina aplicada a la carpintería. La creó el griego Teodoro Samos, alrededor del año 600 a.C.

 

Cepillo. Los cepillos más antiguos fueron encontrados en las ruinas de Pompeya y datan del 79 d.C.

 

 

La historia detrás del carpintero- Foto primer plano de las manos de un carpintero midiendo una madera.

 

 

El día del carpintero

 

En Argentina cada 19 de marzo se celebra el Día del Industrial Maderero, el Día del Carpintero o el Día del Trabajador de la Madera.

 

La fecha tiene un origen religioso, precisamente en el santoral católico. El 19 de marzo es el día de San José, el padre de Jesús, que como todos sabemos era carpintero. De  hecho en otros países en esa misma fecha se celebra el Día del Padre, por considerarse a José el custodio de la Sagrada Familia. 

 

 

Si sos carpintero o carpintera, podés registrarte de manera totalmente gratuita en Easy Casa. Así, quienes requieran de tus servicios podrán contactarte fácilmente.

 

Si, por el contrario, estás necesitando de alguien que realice un trabajo de carpintería dentro de tu zona geográfica, podés pedir presupuesto, sin cargo. En poco tiempo comenzarás a recibir propuestas de profesionales de la carpintería, entre las que podrás elegir la que mejor se adapte a tus necesidades.

Deja tu valoración y comentario sobre estas ideas:

*